Pisada: La importancia en la competición

¿Pronador o Supinador?

Desde hace tiempo aparecieron en el conocimiento deportivo general dos palabras muy importantes referentes a la pisada, pero que al día de hoy para el deportista amateur e incluso para el deportista profesional es una verdadera incógnita.

¿Eres Pronador o Supinador? Respuesta a la que muchos de vosotros seguramente levantaríais los hombros en señal de desconcierto, y a la que algunos deportistas temen en las tiendas de calzado deportivo.

Tenemos que tener en cuenta que el ser humano es un ser bípedo (De dos pies) al movernos nuestro cuerpo sufre el impacto directo sobre nuestros ligamentos, articulaciones y huesos, un impacto que puede provocarnos problemas físicos y enfermedades en un futuro.

Para evitar en gran medida esos problemas, los fabricantes de calzado, tanto el de diario como el deportivo están desarrollando nuevas tecnologías y nuevos productos para contrarrestar el golpe que recibe nuestro cuerpo. De ahí la pregunta que debes hacerte ¿Eres Pronador o Supinador?

El calzado adecuado es esa barrera que ayuda a reducir ese impacto, reducir las vibraciones, además de las lesiones de ligamentos y tendones relacionadas con el movimiento excesivo del tobillo.

Muchos deportistas, amateurs principalmente, ignoran la importancia de la elección de las zapatillas, se dejar llevar más por el diseño que por las características propias de su pisada, lo que como ya hemos dicho puede acarrear lesiones.

Por eso es muy importante poder diferenciar y conocer el significado de las dos palabras incógnita del mundo del runner.

  • Pronador: El corredor pronador es aquel que a la hora de correr tiende a que sus piernas se junten, provocando que la gran parte del impacto recaiga sobre la parte interna del pie.
  • Supinador: Es el contrario, es el deportista que tiende a separar las piernas a cada zancada poniendo el peso en la parte externa del pie.
  • Neutro: También, aún que no muy conocido, ni divulgado por los medios, existe el corredor neutro. Es el corredor cuya pisada es plana, al cual el peso recae repartido de la misma forma en la parte interna y externa del pie.

Ahora que ya conocéis la terminología, es vuestro momento de conocer vuestro tipo de pisada para evitar problemas futuros y sobre todo para obtener el máximo rendimiento a vuestro entrenamiento.

FUENTE DE LA NOTICIA: www.altorendimiento.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *