Natación como terapia rehabilitadora

Sabemos que la rehabilitación no es un proceso fácil, pero gracias a la natación y junto a un tratamiento en seco, se pueden lograr los resultados esperados. Infórmate AQUÍ sobre nuestro ABONOS y TARIFAS y déjate asesorar por nuestros monitores.

¿Cuáles son los beneficios de la práctica de natación en este campo?

Los beneficios siguientes pueden ayudar a tomar la decisión de practicar natación con el fin de llegar a ser rehabilitado por algún tipo de problema, y es que el ejercicio físico dentro del agua aporta un gran número de beneficios corporales y debido a la reducción del peso del cuerpo en este entorno, permite al paciente realizar los movimientos necesarios, que fuera del agua no podría poner en práctica.

  • Reducción de impacto en las articulaciones: sobretodo en extremidades inferiores (rodillas, tobillos, caderas, etc.)
  • Tonificación de músculos y aumento de resistencia: recuperación de los músculos como punto crucial en un buen tratamiento de rehabilitación.
  • Mejoría a nivel cardio-respiratorio: permitiendo trabajar la capacidad pulmonar, sumergiéndonos en el agua. Además ayuda a mejorar la circulación sanguínea.

Hay un sinfín de enfermedades que podemos tratar mediante rehabilitación con natación, tales como enfermedades ortopédicas, dolores de cuello y espalda, artritis, osteoporosis, etc. No obstante, siempre es necesario acudir al especialista, para que analice la condición de cada paciente y de pautas para realizar el programa más adecuado para llevar a cabo.

Lo más importante es estar dispuesto a sumergirte en la piscina y conseguir una mejor calidad de vida superando cualquier obstáculo.

FUENTE DE LA NOTICIA: www.comunidad.decathlon.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *