Nadar más rápido: estos son los ejercicios que te ayudan a conseguirlo

En Vitónica siempre hemos defendido el entrenamiento de fuerza como la base sobre la que debe sustentarse cualquier programa deportivo, ya sea que estemos hablando de deportes de fuerza, de velocidad o incluso de resistencia. 

Es importante señalar esto ya que sobre todo en el último caso, los atletas de modalidades deportivas de resistencia suelen ser escépticos acerca de los beneficios de este tipo de entrenamiento. 

La natación no es una excepción y en una programación para este deporte el entrenamiento de fuerza debe estar presente dado que el entrenamiento concurrente de fuerza y resistencia aumenta más el rendimiento que el entrenamiento aislado y único de resistencia. 

¿Qué puede aportarme el entrenamiento de fuerza si soy nadador? 

Los beneficios pueden ser variados en función de si hablamos de modalidades de resistencia de corta o larga duración. Por mencionar unos cuantos:

  • Mejora la velocidad máxima.
  • Reduce o retrasa la fatiga tanto en corta y larga duración.
  • Mejora la economía del ejercicio en corta y larga duración.
  • Mejora la capacidad anaeróbica en corta duración.

Además, en el caso del entrenamiento concurrente de fuerza y resistencia algunos de los beneficios que podemos esperar son los siguientes:

  • Mejoras en la fuerza aplicada o útil en la brazada.
  • Mismo coste energético para una mayor producción de trabajo.
  • Mejoras del rendimiento máximo sin cambios en el VO2Máx. 

Todo esto sin mencionar el valor preventivo de lesiones que el entrenamiento de fuerza aporta. 

¿En base a qué debo elegir los ejercicios? 

Dado que hablamos de un entrenamiento de fuerza aplicado a la natación debemos realizar una selección de ejercicios fundamentada en la modalidad concreta practicada, momento de la temporada e individualizando en función de las características del atleta y su historial de lesiones

Sea como fuere, los ejercicios deben ordenarse de la siguiente manera: 

  • Ejercicios básicos para el entrenamiento de grupos musculares que intervienen en el gesto deportivo pero sin imitar el movimiento de competición.
  • Ejercicios específicos para el entrenamiento de grupos musculares que intervienen en el gesto deportivo e imitando el movimiento de competición. 
  • Ejercicios competitivos para el entrenamiento de grupos musculares que intervienen en el gesto deportivo y con las circunstancias propias de las exigencias competitivas. 

Por lo general, los ejercicios específicos se realizan en seco y los competitivos en agua aunque no hay razón para que esto sea obligatoriamente así, sobre todo en el caso de los ejercicios competitivos mientras se respete exactamente el gesto deportivo y las condiciones reales que se dan en el entorno de competición

Ejercicios básicos

Obviando el entrenamiento en grupos musculares que aportan poco o nada al gesto deportivo específico nos centraremos en los que sí se ven implicados principalmente.

Para seguir leyendo, pincha en la fuente.

FUENTE DE LA NOTICIA: https://www.vitonica.com/entrenamiento/nadar-rapido-estos-ejercicios-que-te-ayudan-a-conseguirlo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *