El marisco es una de las opciones más saludables para tu mesa en Navidad: esto es todo lo que aporta

Las fiestas de Navidad están ya aquí, y sin darnos cuenta nos sumergimos en una vorágine de comidas y cenas en las que el exceso es la tónica. Por ello queremos daros algunos consejos para hacer que esas comilonas sean mucho más saludables para el organismo.
El problema de estas fechas y de la alimentación que seguimos es que solemos abusar de las grasas y el alcohol. Si a esto le sumamos la falta de ejercicio, la cosa se pone muy negra para el organismo. Por ello aparecen malestares y demás dolencias que a la larga pueden acabar por pasarnos factura.
Una de las estrellas esta Navidad suele ser en nuestra mesa el marisco. Desde luego es una de las mejores alternativas por las que podemos decantarnos. Por ello en esta ocasión nos queremos detener en este alimento como una de las mejores alternativas para la mesa navideña.
El marisco es ante todo un alimento marino, que cuenta con infinidad de beneficios para nuestro organismo, pero que además es muy bajo en calorías. A esto debemos sumarle las diferentes alternativas que tenemos a nuestro alcance, ya que existen infinidad de mariscos para todos los gustos. Pero todos tienen más o menos algo en común, y es el alto poder nutritivo.
Por este motivo en este post nos queremos detener en los beneficios que nos va a aportar decantarnos por el marisco para estas fiestas navideñas. Es uno de los mejores menús que podemos hacer, y para ello vamos a detallar todo lo que nos va a aportar.

Es un alimento bajo en calorías y grasas. Perfecto para controlar el peso

En primer lugar nos vamos a detener en un punto que a la gran mayoría de nosotros nos preocupa bastante, y es que el marisco apenas contiene grasa. Se trata de un alimento con un contenido en grasas muy bajo. Como todo producto marino es un alimento que podemos consumir sin miedo a ingerir muchas grasas.
Hay que tener en cuenta que solo entorno al 2% de su composición es grasa, y que además son ácidos grasos saludables como el Omega3. Por ello es un alimento que nos viene muy bien, si lo que queremos es alimentarnos con la menor cantidad de grasa perjudicial para el organismo.
Junto a la baja cantidad de grasa que contienen, debemos destacar que apenas nos aportarán hidratos de carbono. Esto hace que el marisco sea un alimento con un bajo índice calórico, ya que no llega a las 100 calorías por cada 100gr de producto. Por ello es un alimento fundamental para conseguir nutrirnos pero sin poner en riesgo nuestra línea ni el peso.
Pero no todo es beneficio en lo que a consumir marisco se refiere, ya que aunque tengan poca grasa e hidratos, hay tipos de marisco que contienen altas dosis de colesterol. Es cierto que no todas las variedades son iguales, pero nosotros queremos destacaros las que más nos aportarán. Se trata de los langostinos, los mejillones o los chipirones.

Alto contenido proteico de muy buen valor nutricional

Como segundo punto a destacar está su alto contenido en proteínas de un valor nutricional muy elevado. Por ello es un alimento muy recomendado cuando queremos nutrir a nuestros músculos con un bajo aporte graso y de hidratos de carbono.
El marisco nos aportará todos los aminoácidos que necesitamos, ya que en su composición los contiene. De este modo, se considera un alimento muy rico y nutritivo, sobre todo si lo que queremos es mantener unas fibras musculares en perfecto estado. Esto le convierte en un alimento muy completo y rico, que puede ser una de las mejores alternativas para Navidad.

Una importante fuente vitaminas

A pesar de contener poca grasa y pocas calorías, el marisco es considerado como un tipo de alimento con alta densidad nutritiva. Por ello vamos a destacar también el aporte mineral y vitamínico que nos brindará. Sobre todo destacar la vitamina E que la tiene en altas cantidades y tiene un importante poder antioxidante y protector célula.
Pero además nos aportará otras vitaminas como las del grupo B, dentro de las que vamos a destacar ácido fólico, necesario para el crecimiento y desarrollo de los tejidos, además de ser una buena ayuda para el correcto funcionamiento celular. Por ello es un alimento recomendado en mujeres embarazadas, además de ayudarnos a prevenir anemias.
Otra vitamina que queremos destacar de su composición es la A. Los mariscos la contienen en altas cantidades y es muy buena a la hora de mantener en perfeto estado las mucosas, entre las que destacamos los ojos. Además, esta vitamina nos ayudará a mantener una piel en perfecto estado.

Los minerales que nos aporta el marisco, una ayuda para mantener una buena salud

En cuanto a los minerales, al ser un alimento marino contiene infinidad de ellos. Nosotros vamos a destacar los que posee en mayor concentración, como son el potasio, el sodio, el yodo y el magnesio. Encargados de regular funciones básicas del organismo.
No hay que olvidar que el contenido en hierro es elevado. Sobre todo hay que destacar que en mariscos como las almejas, la cantidad de este mineral será más elevada. Su ingesta nos ayudará a mantener una buena energía corporal y niveles de glóbulos rojos en perfecto estado.
El calcio es otro mineral que debemos tener en cuenta a la hora de consumir marisco en Navidad, y es que su concentración es elevada. Sobre todo, debemos destacar algunos tipos como los langostinos o los chipirones, en los que las cantidades de calcio son mucho más destacables que en otro tipo de mariscos.

Algunos beneficios generales a tener en cuenta sobre el marisco

Una vez analizados los nutrientes que nos va a aportar el marisco, es necesario que hagamos un recorrido por los beneficios que pueden aportar a nuestro organismo, y por lo que debemos hacer de ellos un aliado en la mesa de esta Navidad.

  • En primer lugar, hay que tener en cuenta que como hemos visto, es un alimento completo, por lo que puede formar parte de una dieta saludable. Es cierto que hay algunos tipos de marisco que nos aportan colesterol, pero al margen de eso, el resto es totalmente inofensivo y beneficioso para el organismo, pudiendo perfectamente formar parte de una dieta saludable.
  • Como hemos destacado antes, contienen muy pocas calorías, y un alto valor nutricional. Esto convierte al marisco en un alimento muy recomendable si no queremos ganar peso y queremos estar bien alimentados. A esto debemos sumarle su poder saciante, ya que al contener tantas proteínas y nutrientes cubrirán nuestras necesidades, haciendo que la sensación de hambre esa menor.
  • Este aporte proteico y los minerales y vitaminas que nos brinda el marisco, lo convierten en un alimento totalmente recomendado para deportistas y personas que tienen un alto desgaste muscular y articular. Básicamente porque refuerza las fibras musculares y los minerales y vitaminas reforzarán el buen funcionamiento del sistema nervioso y muscular en general.
  • Es cierto que es un alimento con un alto contenido en sales minerales (sodio). Por este motivo es recomendable que las personas hipertensas no lo consuman de manera tan habitual, y si lo hacen que sea fresco, ya que al congelarse el marisco la concentración de sales aumentará considerablemente.
  • No olvidemos su versatilidad a la hora de consumirse, ya que se puede preparar de diferentes maneras y puede ser un plato principal o un acompañamiento perfecto para Navidad. Sobre todo si lo mezclamos con vegetales o con salsas elaboradas a partir de vegetales. Esto nos ayudará a mantener su bajo aporte calórico y potenciará el sabor del marisco.

Es cierto que no es recomendable su abuso, pero en Navidad puede ser la estrella en las principales comidas y cenas que vamos a llevar a cabo. Por eso os lo recomendamos en lugar de otros alimentos más calóricos. Junto a esto, limitar el consumo de alcohol es fundamental para mejorar nuestro estado general después de las fiestas.

FUENTE DE LA NOTICIA: www.vitonica.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *